La crisis económica iniciada en 2007

El impacto de la crisis y la disminución de las remesas de los inmigrantes en España a sus países de origen

El Semanal Digital Agencias 4 de julio de 2010

Las remesas de los inmigrantes en España a sus países de origen crecieron desde el año 2002 hasta finales de 2007 por la llegada creciente de inmigrantes, según las estadísticas del Banco de España.

En 2002 las remesas fueron 2.844 millones de euros, cifra que ascendió en 2003 a 3.475 millones, en 2004 a 4.189 millones, en 2005 a 4.936 millones, en 2006 a 7.059 millones y a 8.445 millones en 2007. Bajó en 2008 un 7,1% y en 2009 un 9,7%.

Las remesas sumaron 1.666 millones de euros durante los tres primeros meses del año 2010, lo que significa una mínima variación con respecto al mismo periodo de 2009, cuando las remesas alcanzaron los 1.657 millones, según los últimos datos del Banco de España y recogidos por Europa Press.

Sin embargo, la cifra registrada en el primer trimestre del año se contrajo un 13,6% en comparación con los tres últimos meses de 2009, que totalizó un total de 1.929 millones enviados desde España.

De hecho, el envío de remesas empezó a descender en tasa interanual en el segundo trimestre de 2008 y se ha mantenido a la baja hasta los últimos meses de 2009, lo que pone de manifiesto el impacto de la crisis económica y del incremento del desempleo entre la población extranjera durante los dos últimos años.

El desempleo entre la población extranjera escaló un 5,1% en los tres primeros meses de 2010, con 55.200 parados más, según los últimos datos de la Encuesta de Población Activa. La tasa de paro de los inmigrantes en paro se situó en el 30,79%, 2,4 puntos porcentuales más.

Por su parte, el dinero procedente de los españoles que viven en el extranjero ascendió en un 9,8% de enero a marzo, hasta los 1.210 millones de euros, en tanto que marcó un incremento del 3,4% con respecto al último trimestre de 2009, cuando las remesas de los españoles contabilizaron 1.170 millones.