HISTORIA UNIVERSAL

Paisley anuncia su dimisión como primer ministro norirlandés y líder del Partido Democrático Unionista

Libertad Digital (EFE). 4-03-2008

El reverendo protestante Ian Paisley anunció su dimisión como primer ministro norirlandés y líder del Partido Democrático Unionista (DUP). Paisley, de 81 años y que lleva casi cuatro décadas al frente del DUP, indicó que hará efectiva esa renuncia en mayo próximo y justificó su decisión por la presión creciente en las últimas semanas en el seno de su partido para que se mantenga aparte.

La dimisión del reverendo se producirá justo un año después de que el todavía líder del DUP y el "número dos" del Sinn Fein (brazo político del IRA), Martin McGuinness, aceptaran encabezar un Gobierno autónomo norirlandés de poder compartido entre protestantes y católicos.

Paisley, que continuará como diputado nacional y miembro de la Asamblea norirlandesa por su circunscripción de North Antrim, dimitirá tras la celebración de una conferencia sobre inversión en Belfast organizada por el Gobierno norirlandés de poder compartido. "Llegué a esta decisión hace unas semanas cuando estaba pensando mucho sobre la conferencia y lo que iba a ocurrir después. Creí que es una señal, una gran señal y sería un momento muy apropiado para mí para retirarme", explicó.

Aunque se espera que a Paisley le suceda al frente del DUP su actual número dos, Peter Robinson, el reverendo dijo que correspondería al partido tomar esa decisión. "Esto no es la Iglesia de Roma. Esto no es una sucesión apostólica y no tengo derecho a decir quien me sucederá", dijo el octogenario dirigente protestante, apodado "Doc" (doctor) o "The Big Man" (el gran hombre).

El viceprimer ministro norirlandés, Martin McGuinness, rindió tributo a Paisley por su papel en la consecución de un poder compartido en Irlanda del Norte. "Esta decisión histórica que tomó de formar un gobierno con el Sinn Fein ha cambiado el curso de la historia irlandesa para siempre", dijo.

Figura dominante y siempre controvertida, Paisley aseguró que "nunca, nunca, nunca" se sentaría en un Gobierno de poder compartido con el Sinn Fein, brazo político del Ejército Republicano Irlandés (IRA). Pero finalmente en mayo de 2007 aceptó encabezar un gobierno de poder compartido y tener como segundo en el mismo a Martin McGuinness, quien fuera comandante del IRA.

-------------------------

Los paramilitares protestantes de la "Fuerza de voluntarios del Ulster" anuncian el fin de sus acciones terroristas, pero mantendrán armas en un lugar seguro

Libertad Digital (EFE). 3-05-2007

Los terroristas paramilitares de la "Fuerza de Voluntarios del Ulster" anunciaron que a partir de la medianoche de este jueves dejarán de existir como banda terrorista al considerar que ha llegado el fin de su "lucha armada". En un comunicado de prensa firmada por su dirigente Gusty Spence, la UVF asegura que mantendrá un número de armas almacenadas en un lugar seguro, "fuera del alcance de sus miembros" y "bajo control del liderazgo". En los más de treinta años de violencia terrorista en Irlanda del Norte, la organización fue responsable del asesinato de quinientas personas, la mayoría civiles de la comunidad católica-nacionalista del norte y sur de la isla.

En un comunicado de prensa firmado por Gusty Spence, el grupo paramilitar protestante "Fuerza de voluntarios del Ulster" anunció el fin de sus actividades terroristas al dejar de existir como organización a partir de la medianoche de este jueves. La UVF dice que mantendrá un número de armas almacenadas en un lugar seguro, "fuera del alcance de sus miembros" y "bajo control del liderazgo".   En los más de treinta años de conflicto en Irlanda del Norte, la UVF es considerada responsable del asesinato de más de quinientas personas, la mayoría civiles de la comunidad católica-nacionalista del norte y sur de la isla. En 1994 declaró un alto el fuego, justo después de la primera tregua del IRA, lo que propició las negociaciones para la firma del acuerdo de paz del Viernes Santo (1998). No obstante, durante los últimos trece años el grupo asesinó a veinte personas.   En el comunicado, Spence señala que la UVF ha puesto fin a todas las actividades de reclutamiento, entrenamiento y selección de objetivos, al tiempo que sus células terroristas, las llamadas "unidades activas", han sido "desactivadas". Dice que "hemos tomado esas decisiones para favorecer la devolución de una democracia responsable al pueblo de Irlanda del Norte y para reafirmar que la cuestión constitucional ha sido ahora firmemente resuelta".  

Spence se refería así al acuerdo político logrado el pasado marzo de 2007 entre el mayoritario Partido Democrático Unionista (DUP) del reverendo Ian Paisley y el Sinn Fein (brazo político del IRA) de Gerry Adams para compartir el gobierno autónomo de la provincia para el próximo ocho de mayo de 2007.  

El gesto de la UVF es también consecuencia directa del compromiso con el proceso de paz del Ejército Republicano Irlandés (IRA), que destruyó todos sus arsenales en 2005 y se declaró dispuesto a lograr sus objetivos, la unificación de Irlanda, por medios exclusivamente democráticos.

-------------------------

El Ejército británico pone fin a sus operaciones militares en Irlanda del Norte, la "Operación Banner", después de 38 años y de tener 763 muertos
La seguridad será responsabilidad del Servicio de Policía de Irlanda del Norte
Pero cinco mil soldados permanecen en el territorio "con fines pacíficos"

Libertad Digital (EFE). 30-07-2007

La "Operación Banner", la campaña militar más larga en la que ha estado implicado el Ejército del Reino Unido, llega a su fin la medianoche de este martes después de 38 años. En ella han tomado parte más de trescientos mil efectivos, de los cuales 763 perdieron la vida, para hacer frente a los enfrentamientos violentos entre protestantes y católicos en Irlanda del Norte. Durante los años del conflicto norirlandés, los soldados y sus bases eran los principales blanco del terrorista Ejército Republicano Irlandés (IRA).

Las operaciones del Ejército británico en Irlanda del Norte llegan a su fin en la medianoche de este martes, después de 38 años de permanencia en la provincia por los enfrentamientos violentos entre protestantes y católicos. Durante los años del conflicto, los soldados y sus bases eran los principales blanco del terrorista Ejército Republicano Irlandés (IRA).  

La denominada operación "Banner" del Ejército es considerada la campaña militar más larga de su historia, ya que en ella tomaron parte más trescientos mil militares y 763 perdieron la vida. No obstante, un contingente de cinco mil soldados permanecerá en el territorio con fines pacíficos, y la seguridad será responsabilidad exclusiva del Servicio de Policía de Irlanda del Norte.  

Las tropas británicas fueron enviadas a la provincia en 1969 a raíz de la creciente violencia, pero los progresos en el proceso de paz permitieron la desmilitarización del Ulster.  En una declaración, el viceministro británico para las Fuerzas Armadas, Bob Ainsworth, dijo que este 1 de agosto de 2007 marcará el comienzo de una nueva era para el Ejército en Irlanda del Norte.  

El pasado 8 de mayo de 2007, Irlanda del Norte recuperó su autonomía después de que ésta permaneciese suspendida desde 2002 por un supuesto caso de espionaje del IRA en Stormont, sede de la Asamblea norirlandesa. El líder del mayoritario Partido Democrático Unionista (DUP), el reverendo Ian Paisley, y el "número uno" del Sinn Fein (brazo político del IRA), Gerry Adams, llegaron a un acuerdo político el pasado marzo de 2007 para compartir el gobierno autónomo de la provincia el ocho de mayo de 2007.

------------------------------

Irlanda del Norte da sesenta días para que destruyan su arsenal a los paramilitares de la UDA rival del IRA

Libertad Digital (EFE). 10-08-2007

La ministra de Desarrollo Social de Irlanda del Norte, Margaret Ritchie, anunció que el Gobierno de Belfast concedió sesenta días para que los terroristas paramilitares de la Asociación de Defensa del Ulster (UDA), demuestre que ha destruido sus arsenales y desmantelado sus estructuras de crimen organizado. De otro modo, advirtió Ritchie, advirtió que las autoridades dejarán de apoyar los proyectos de "transformación social" puestos en marcha entre la comunidad protestante para superar el conflicto.

En declaraciones a varios periodistas, la titular de Desarrollo Social de Irlanda del Norte, Margaret Ritchie, anunció que el Gobierno al que pertenece suspenderá las ayudas económicas que concede a la Asociación de Defensa del Ulster (UDA) si esta organización terrorista-paramilitar protestante no acomete un proceso de desarme y acaba con la violencia.  

Según Ritchie, los terroristas tienen sesenta días para demostrar que están dispuestos a destruir sus arsenales y a desmantelar sus estructuras de crimen organizado, tal y como hizo su rival histórico, los terroristas del Ejército Republicano Irlandés (IRA). De otro modo, advirtió la ministra, el Ejecutivo de Belfast dejará de apoyar económicamente los proyectos de "transformación social" y superación del conflicto.  

Ritchie, miembro del Partido Socialdemócrata y Laborista (SDLP, nacionalista moderado), dijo que "detesto las actividades paramilitares de cualquier color. La violencia, la intimidación y la criminalidad no tienen lugar en una sociedad pacífica moderna".  

La UDA, el grupo terrorista más numeroso y sangriento de la provincia, fue duramente criticado cuando el pasado mes un agente de policía recibió un disparo mientras trataba de intervenir en una disputa de facciones rivales en la localidad de Carrickfergus, en el condado de Antrim. Además, la pasada semana varios agentes fueron atacados con bombas incendiarias, piedras y fuegos artificiales durante unos disturbios protagonizados por la UDA en Bangor, en el condado de Down.  

Antes de la devolución de la autonomía a la provincia el pasado ocho de mayo de 2007, el Gobierno británico aprobó la concesión de más de un millón y medio de euros para que las comunidades protestantes más castigadas por el conflicto desarrollasen iniciativas sociales durante los próximo cuatro años.

-------------------

Ian Paisley y Bertie Ahern se dan por primera vez la mano en público

Libertad Digital (EFE). 4-04-2007

El líder del mayoritario Partido Democrático Unionista (DUP), el reverendo Ian Paisley, y el primer ministro irlandés, Bertie Ahern, se dieron por primera vez en público, un apretón de manos antes de reunirse en Dublín para analizar la marcha del proceso de paz en el Ulster. Los unionistas también quieren recabar la ayuda de Ahern para mejorar el paquete financiero ofrecido por el ministro británico del Tesoro, Gordon Brown, para la provincia, el llamado "dividendo de paz".

Ian Pesley, líder del Partido Democrático Unionista, ha dado por primera vez en público la mano al primer ministro irlandés, Bertie Ahern. A su llegada al lugar de una reunión, que se celebra en Dublín, el reverendo dijo que quería dar a "este hombre un firme apretón de manos". Al mismo tiempo palmeaba afectuosamente el hombro derecho del jefe del antaño odiado Gobierno irlandés.  

Según fuentes oficiales, ambos políticos conversarán sobre las relaciones que mantendrán en el futuro Dublín y el Ejecutivo norirlandés de poder compartido entre católicos y protestantes, cuya formación está prevista para el próximo ocho de mayo. Los unionistas también quieren recabar la ayuda de Ahern para mejorar el paquete financiero ofrecido por el ministro británico del Tesoro, Gordon Brown, para la provincia, el llamado "dividendo de paz".  

A condición de que los partidos del Ulster formen un Ejecutivo norirlandés en los plazos previstos, Brown ha ofrecido 51.500 millones de euros para los próximos cuatro años, más un fondo de 1.500 millones extra, al que el Gobierno irlandés contribuye con 600 millones para infraestructuras. Además de querer mejorarlo, Paisley también quiere obtener asistencia de Londres y Dublín para acceder a fondos de desarrollo de la Unión Europea (UE).  

La distendida imagen registrada en Dublín se produjo una semana después de que el reverendo y el presidente del Sinn Fein (brazo político del IRA), Gerry Adams, apareciesen juntos, por primera vez en la historia del Ulster, para anunciar la formación de un Gobierno de poder compartido para el ocho de mayo de 2007.