Ataques del PSOE a la Iglesia ante las elecciones de 2008

NOTA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL

Madrid, 30 de enero de 2008  

1. Los españoles hemos sido convocados a las urnas para el próximo 9 de marzo. Como en otras ocasiones semejantes, los Obispos ofrecemos a los católicos y a todos los que deseen escucharnos algunas consideraciones que estimulen el ejercicio responsable del voto. Hablamos como pastores de la Iglesia que tienen la obligación y el derecho de orientar el discernimiento moral que es necesario hacer cuando se toman decisiones que han de contribuir al pleno reconocimiento de los derechos fundamentales de todos y a la promoción del bien común.  

2. Con tal finalidad pensamos que es éste un momento apropiado para leer y meditar de nuevo la Instrucción Pastoral aprobada el 23 de noviembre de 2006 por la Asamblea Plenaria de nuestra Conferencia Episcopal bajo el título de “Orientaciones morales ante la situación actual de España”. Recordamos algunas ideas fundamentales de esta Instrucción, que han de ser comprendidas, por tanto, en el conjunto de aquel relevante texto.  

3. Respetamos a quienes ven las cosas de otra manera. Sólo pedimos libertad y respeto para proponer libremente nuestra manera de ver las cosas, sin que nadie se sienta amenazado ni nuestra intervención sea interpretada como una ofensa o como un peligro para la libertad de los demás. Deseamos colaborar sinceramente en el enriquecimiento espiritual de nuestra sociedad, en la consolidación de la auténtica tolerancia y de la convivencia en el mutuo respeto, la libertad y la justicia, como fundamento imprescindible de la paz verdadera (n. 81).  

4. Si bien es verdad que los católicos pueden apoyar partidos diferentes y militar en ellos, también es cierto que no todos los programas son igualmente compatibles con la fe y las exigencias de la vida cristiana, ni son tampoco igualmente cercanos y proporcionados a los objetivos y valores que los cristianos deben promover en la vida pública (n. 50).  

5. Los católicos y los ciudadanos que quieran actuar responsablemente, antes de apoyar con su voto una u otra propuesta, han de valorar las distintas ofertas políticas, teniendo en cuenta el aprecio que cada partido, cada programa y cada dirigente otorga a la dimensión moral de la vida. La calidad y exigencia moral de los ciudadanos en el ejercicio de su voto es el mejor medio para mantener el vigor y la autenticidad de las instituciones democráticas (n. 56). No se debe confundir la condición de aconfesionalidad o laicidad del Estado con la desvinculación moral y la exención de obligaciones morales objetivas. Al decir esto no pretendemos que los gobernantes se sometan a los criterios de la moral católica. Pero sí que se atengan al denominador común de la moral fundada en la recta razón y en la experiencia histórica de cada pueblo (n. 55).  

6. “Es preciso afrontar - señala el Papa - con determinación y claridad de propósitos, el peligro de opciones políticas y legislativas que contradicen valores fundamentales y principios antropológicos y éticos arraigados en la naturaleza del ser humano, en particular con respecto a la defensa de la vida humana en todas sus etapas, desde la concepción hasta la muerte natural, y a la promoción de la familia fundada en el matrimonio, evitando introducir en el ordenamiento público otras formas de unión que contribuirían a desestabilizarla, oscureciendo su carácter peculiar y su insustituible función social” (n. 56). La legislación debe proteger al matrimonio, empezando por reconocerlo en su ser propio y específico (n. 41).  

7. No es justo tratar de construir artificialmente una sociedad sin referencias religiosas, exclusivamente terrena, sin culto a Dios ni aspiración ninguna a la vida eterna (n. 13). En ese  sentido parece que apuntan, entre otras cosas, las dificultades crecientes para incorporar el estudio libre de la religión católica en los currículos de la escuela pública, así como el  programa de la nueva asignatura, de carácter obligatorio, denominada “Educación para la ciudadanía” (n.18), que lesiona el derecho de los padres - y de la escuela en colaboración con ellos - a formar a sus hijos de acuerdo con sus convicciones religiosas y morales. Es necesario promover un gran pacto de Estado sobre la base de la libertad de enseñanza y la educación de calidad para todos.  

8. El terrorismo es una práctica intrínsecamente perversa, del todo incompatible con una visión moral de la vida justa y razonable. No sólo vulnera gravemente el derecho a la vida y a la libertad, sino que es muestra de la más dura intolerancia y totalitarismo (n. 65). Una sociedad que quiera ser libre y justa no puede reconocer explícita ni implícitamente a una organización terrorista como representante político de ningún sector de la población, ni puede tenerla como interlocutor político (n. 68).  

9. La Iglesia reconoce, en principio, la legitimidad de las posiciones nacionalistas que, sin recurrir a la violencia, por métodos democráticos, pretendan modificar la configuración política de la unidad de España (n. 73). Al mismo tiempo, enseña que, también en este caso, es necesario tutelar el bien común de una sociedad pluricentenaria y - en palabras de Juan Pablo II a los obispos italianos - “superar decididamente las tendencias corporativas y los peligros del separatismo con una actitud honrada de amor al bien de la propia nación y con comportamientos de solidaridad renovada” por parte de todos. Hay que evitar los riesgos de manipulación de la verdad histórica y de la opinión pública en favor de pretensiones particularistas o reivindicaciones ideológicas (n. 74).  

10. En este momento de la sociedad española, algunas situaciones concretas deben ser tenidas muy particularmente en cuenta. Nos parece que los inmigrantes necesitan especialmente atención y ayuda. Y, junto a los inmigrantes, los que no tienen trabajo, los que están solos, las jóvenes que pueden caer en las redes de la prostitución, las mujeres humilladas y amenazadas por la violencia doméstica, los niños, objeto de explotaciones y de abusos, y quienes no tienen casa ni familia donde acogerse. Hay que trabajar también para superar las injustas distancias y diferencias entre las personas y las comunidades autónomas, tratando de resolver los problemas más acuciantes, como son el trabajo, la vivienda accesible, o el disfrute equitativo de la naturaleza, compartiendo dones tan indispensables para la vida como el agua y cuidando con esmero el patrimonio común de la creación (n. 80). En el orden internacional, es necesario atender a la justa colaboración al desarrollo integral de los pueblos.   Que el Señor ilumine y fortalezca a todos para actuar en conciencia y conforme a las exigencias de la convivencia en justicia y libertad.

---------------

El Gobierno llama "integristas" a los obispos y traslada su "perplejidad" al Vaticano

Libertad Digital. EFE. 2-02-2008

El Ejecutivo se ha sumado sin tapujos a la campaña contra la Iglesia por la nota de los obispos. Si este viernes era Zapatero quien arremetía contra la jerarquía eclesiástica dándose por aludido, ahora Moratinos la ha calificado de "integrista" y ha ordenado que se traslade al Vaticano la "perplejidad" del Gobierno. La Junta Islámica, que ha pedido el voto para el PSOE, no ha recibido críticas.

El ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha dicho este sábado que ha mantenido conversaciones con el embajador español en la Santa Sede, Francisco Vázquez, quien ha expresado al número dos del Vaticano "el sentimiento de perplejidad y sorpresa" por la postura de los obispos españoles.   Moratinos ha trasladado a los periodistas el deseo del Gobierno español de mantener una buena relación con el Vaticano."Queremos mantener un mejor nivel de la relación con la Santa Sede, pero no entendemos esta postura, y sobre todo reitero que lo digo como católico". También ha manifestado sentirse "indignado y perplejo" ante los criterios electorales hechos públicos por la Conferencia Episcopal.  

El ministro, "indignado"  

Moratinos, que ha visitado hoy la localidad cordobesa de Rute, ha manifestado: "quiero expresar mi opinión como católico, no sólo como militante socialista, y quiero expresar mi indignación y perplejidad, porque no creo que ningún católico del siglo XXI lo pueda entender".

En este sentido, ha añadido que "hay muchos católicos en España que van a entender poco; es una jerarquía integrista, fundamentalista, neoconservadora, que ni siquiera puede representar al sentimiento de la mayoría de los católicos españoles".

El ministro ha señalado que no se puede identificar, como católico, "con alguien que utiliza políticamente el terrorismo para dividir a todos los demócratas españoles, olvidando que muchos representantes católicos han participado, como en el caso de España o siguen participando como en el caso de Colombia, en negociaciones, y digo negociaciones y no conversaciones, para poner fin a la violencia, teniendo como interlocutores a grupos terroristas".

Ha añadido: "Creía que la división entre Estado e Iglesia era una asignatura ya superada y no entiendo cómo se vuelve a utilizar la política en materia religiosa".

-------------------

El ministro de Justicia, Bermejo, anuncia una "respuesta contundente" a la nota de los obispos

Libertad Digital. Europa Press. 2-02-2008

Tras tachar de "intolerable" la opinión de los obispos, el ministro de Justicia ha afirmado que pese a que no es el momento adecuado -"las decisiones políticas de calado no se toman en frío"-, dice, habrá que tomar decisiones acerca del, a su juicio, contradictorio e inapropiado comportamiento de la Conferencia Episcopal. Las últimas reacciones socialistas al comunicado se completan con  Blanco estableciendo comparaciones entre Rajoy y Rouco Varela, y Moraleda entre los curas y el carnaval.

Mariano Fernández Bermejo, ministro de Justicia y cabeza del partido socialista por la Región de Murcia al Congreso, ha asegurado en una rueda de prensa posterior a la reunión con colegios profesionales relacionados con la Ley de Dependencia su intención de debatir dicha declaración de los obispos, señalando que es "intolerable" que la Iglesia ponga en la agenda el tema del terrorismo en este momento, tras declarar ésta que una sociedad libre y justa no negocia con terroristas.   Pese a que  "no hay necesidad de plantear ahora respuestas de ningún tipo" considera esta injerencia como un "arma electoral" y partidista, ahondando en las acusaciones de inmoralidad hechas por el PSOE hacia la Iglesia a raíz del comunicado, y anunciando una "respuesta contundente" como consecuencia.   Para Bermejo, resulta sorprendente el hecho de que el episcopado pueda manifestarse al respecto de este tema, señalando que la cercanía de las elecciones apunta a un evidente propósito electoralista.  

"Con 'R' de "retrógrados y retroceso"  

Por otro lado, según José Blanco la "R" que comparten los apellidos Rajoy y Rouco Varela tienen "muchas similitudes", como las tienen con las iniciales de retrógrado y retroceso. El número dos del PSOE dice que, como gallegos que son los tres, es capaz de distinguir dichas similitudes entre éstos, ya que han "perdido unas elecciones y perderán las siguientes".   Durante el acto de presentación de los candidatos del PSOE por Asturias, continuó con sus críticas recuperando el tema del Prestige para atacar a Rajoy, hizo referencias a la vida matrimonial privada de Álvarez Cascos (para referirse a la ley del divorcio: "le volvieron a casar los mismos que ahora protestan") y para, finalmente, acabar calificando a Aznar de ultraderechista.   Predicar o dar trigo   La última pieza para ilustrar las reacciones en la cúpula del PSOE a las declaraciones de la Iglesia viene de la mano de Fernando Moraleda, que en una visita a la localidad de Almadén (Ciudad Real) ha manifestado que por estar en carnaval "no toca hablar de los curas", añadiendo que "se dediquen a predicar, y nosotros a dar trigo".   El Secretario de Estado de Comunicación y número dos al Congreso del PSOE de Ciudad Real ha criticado al PP debido a su interés en temas como el terrorismo, frente a otras cuestiones como "economía, educación, pensiones, mujeres y jóvenes", negando la capacidad del PP para ganar unas elecciones en las que necesita lo que él define como otro "revolcón electoral".

------------------

Zapatero prohíbe a los obispos exprersarse: "no se lo vamos a aceptar"

RESPONDE A LA NOTA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL

Vuelve a darse por aludido y acusa a los obispos de "usar el terrorismo en campaña"

Libertad Digital. (EFE), viernes, 01-02-2008

No ha empezado la campaña electoral salvo para Zapatero. El presidente del Gobierno ha querido responder en un mitin de partido a la nota que los obispos difundieron reflejando la postura de la Iglesia ante los problemas de España. El PSOE ya se vio reflejado en la crítica moral que hacen los obispos de las negociaciones políticas con terroristas pero ahora el presidente ha dado un paso más al identificarles como rival político "en campaña".

El presidente del Gobierno y candidato del PSOE a la reelección, José Luis Rodríguez Zapatero, respondió este viernes, 01-02-2008, a la nota de los obispos con motivo de las elecciones generales que "no tienen derecho" a utilizar el terrorismo en campaña, y "si no se lo hemos aceptado a Rajoy, tampoco se lo vamos a aceptar" a ellos. El PSOE se ha sentido muy dolido por la alusión de los obispos a la negociación con ETA pese a que la Iglesia no ha acusado a ningún gobierno de haber negociado con los terroristas.  

Durante un mitin del PSOE en Orense, Zapatero se ha referido a la nota hecha pública por la Conferencia Episcopal en la que los obispos orientaban a los fieles con motivo de las elecciones.

"Los obispos tienen derecho a pedir el voto para el PP, pero esta vez han ido más allá, han caído en la tentación de usar el terrorismo en campaña electoral, y a eso no tienen derecho. Y si no se lo hemos aceptado a Rajoy, tampoco se lo vamos a aceptar a los obispos", subrayó.

El jefe del Gobierno destacó que los ciudadanos, ante el 9 de marzo, han de saber que "aquí hay un partido y alguien que quiere volver a ser presidente que va a defender un país para todos, una sociedad tolerante, libre, y que cada uno pueda pensar como quiera y vivir conforme a sus creencias".

"La esencia de una convivencia libre es que todo el mundo se sienta libre, la esencia de una convivencia democrática es que se respeten todas las creencias, la esencia de una libertad profunda y auténtica es que nadie, nadie, intente imponer ni su moral ni sus creencias, y se respeten todas", afirmó.

---------------------

El PSOE estudiará modificar la Ley de Libertad Religiosa si llega al poder

Libertad Digital. Europa Press. 2-02-2008

En medio de la polémica que insisten en atizar los socialistas con el fin de movilizar a su electorado más radical, el PSOE ha emitido un comunicado precisando cuáles son sus propuestas en materia religiosa. En la práctica, supone dejar la puerta abierta, desde el "consenso",  a modificaciones de mayor o menor calado.

En un comunicado, la dirección federal socialista indica que "ante las informaciones aparecidas hoy en las que se alude a sus propuestas sobre la libertad religiosa, incluidas en el programa electoral aprobado por la Conferencia Política el pasado fin de semana",  puntualiza textualmente un punto de su programa.   "El PSOE promoverá, transcurridos treinta años de vigencia de la Ley Orgánica de Libertad Religiosa, una reflexión orientada, en su caso, y con amplio consenso, a valorar la posible modificación de aquellos aspectos de la norma para la mejor garantía de la libertad y el pluralismo religioso en la España del futuro, así como de la aconfesionalidad y laicidad del Estado y la no discriminación por razón de creencias, de acuerdo con los valores y principios constitucionales", recoge.

-----------------

Cañizares proclama que los "juicios falsos e injustos" no conseguirán que la palabra de Cristo sea "jamás" silenciada

Libertad Digital. EFE. 3-02-2008

Monseñor Cañizares ha respondido este domingo a la campaña de ataques del Gobierno a la Iglesia con una advertencia: ni los "insultos" ni las "descalificaciones" lograrán "silenciar" su palabra. Aludía así a la nota de los obispos, de la que ha recordado que no intenta "imponer". El comunicado, ha dicho, no es ni "partidista" ni "coyuntural".    El cardenal arzobispo de Toledo y vicepresidente de la Conferencia Episcopal ha manifestado en la homilía pronunciada en la Catedral Primada de Toledo que la finalidad de la Iglesia es enseñar y transmitir, así como proporcionar una meta y una vocación de cara a "opciones morales decisivas".   Así lo ha explicado a raíz de sus comentarios acerca de las bienaventuranzas, que le han servido de contexto para salir al paso de las acusaciones del PSOE ante un comunicado que ha sido sistemáticamente utilizado con fines partidistas por dicho partido.   Cañizares ha explicado que la cadena de "sinsabores, insultos, descalificaciones", así como de "juicios falsos e injustos" generada a raíz de la misma nota, no conseguirán que la palabra de Cristo sea "jamás" silenciada. Es precisamente esa palabra no política, sino referente a la importancia del hombre a través de la figura de Cristo, la que ha sido instrumentalizada para comprometer la "exigencia del hombre con el aborto, con la eutanasia, con la manipulación de los embriones humanos, o con el terrorismo".   En concreto, el arzobispo ha proclamado que "esta palabra no la callará jamás, no la silenciará a pesar de los poderes de este mundo que quisieran silenciada o verla reducida a los espacios sacrales, no la dejará morir nunca". Cañizares ha explicado que "esta riqueza no la dilapidará, ni dejará de compartirla con los hombres, ni cesará de ofrecerla a todos, que no imponerla a nadie".

El arzobispo ha dicho también que "a la Iglesia, como a Cristo, le importa el hombre de manera fundamental, porque le importa por encima de todo Dios, que en su Hijo ha amado al hombre hasta el extremo y quiere la felicidad para él".

"Esa, según ha explicado, es la raíz de su actuación, aunque esto le traiga sinsabores, insultos, descalificaciones, y aunque así se vea sometida a juicios falsos e injustos que descalifican -lo siento- por sí mismos a quienes los hacen".

"Esto es lo que enseña la Iglesia -ha añadido-, lo que transmite una y otra vez la jerarquía de la Iglesia en España, vuestros obispos a quienes algunos os pretenden enfrentar y de los que os intentan separar, y a los que no hay día que no se les critique".

"Esto es -ha concluido- lo que la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal hemos dicho en nuestra reciente Nota de Orientaciones ante la próxima convocatoria electoral, que no se trata de imposiciones, sino de exhortaciones, en modo alguno partidistas, ni tampoco se trata de un texto coyuntural, sino que tiene una razón de ser muy profunda y muy en sintonía con sus anteriores enseñanzas".

"Esto es, con lo que es la verdad del Evangelio, que nunca ha de callar por servicio a los hombres, servicio que reclama obedecer a Dios antes que a los hombres mismos", ha asegurado el cardenal arzobispo de Toledo y vicepresidente de la Conferencia Episcopal.  

De esa manera, Cañizares insistió en que no se debe confundir la verdadera naturaleza de dicho texto, que no era sino una orientación basada en un texto que no era en absoluto coyuntural –reincidiendo en las palabras de Martínez Camino en La Razón–, desmintiendo que su finalidad fuera beneficiar a un partido y no a otro de cara a las próximas elecciones.

-----------------

Con perdón… insistimos
(Sobre la Nota de los obispos)

Autor: Mons. José Ignacio Munilla Aguirre

4 DE FEBRERO DE 2008

¡Hay que ver la escandalera que se ha armado con la Nota de la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal Española! En ella, los obispos ofrecen a los católicos unos criterios morales, ante las próximas Elecciones Generales. Bien es cierto que las reacciones y las declaraciones de estos días, están en sintonía con las virulentas reacciones que tuvieron lugar tras la concentración de las familias el 30 de diciembre, en la Plaza de Colón de Madrid. No es mi intención entrar en el comentario detallado de la Nota. Animo a su lectura directa, sin intermediarios que indispongan a su recepción, y ahora me limito a hacer algunos comentarios que ayuden a la reflexión:

            A) Diferencia de talante: Ya sabemos que estamos en una sociedad muy plural, y que cada vez es más difícil esperar que los principios morales que propone la Iglesia vayan a ser objeto de un consenso generalizado. Pero, más allá de la pluralidad de pensamiento, me parece muy significativa la diferencia tan notable de talante, entre la forma de expresarse de los obispos y la de la mayoría de sus críticos.

            Por ejemplo, el punto tercero de la Nota episcopal habla en estos términos: “Respetamos a quienes ven las cosas de otra manera. Sólo pedimos libertad y respeto para proponer libremente nuestra manera de ver las cosas, sin que nadie se sienta amenazado ni nuestra intervención sea interpretada como una ofensa o como un peligro para la libertad de los demás. Deseamos colaborar sinceramente en el enriquecimiento espiritual de nuestra sociedad, en la consolidación de la auténtica tolerancia y de la convivencia en el mutuo respeto, la libertad y la justicia, como fundamento imprescindible de la paz verdadera”.

             Desde luego, nada que ver con el estilo y las formas de los políticos que han realizado declaraciones como éstas: “Los obispos son unos hipócritas”, “Es una jerarquía integrista, fundamentalista, neoconservadora, que ni siquiera puede representar al sentimiento de la mayoría de los católicos españoles", “Los obispos nos están apretando (…) y nos están llevando a la denuncia de los Acuerdos con la Santa Sede”.

            B) Una falsedad: Es totalmente falso que la Iglesia Católica haya “entrado en campaña electoral”. Los obispos no han hecho sino ofrecer a los católicos cerca de cuarenta criterios morales, que les sirvan como orientación  antes de decidir libremente su voto. Los principales han sido: respeto a toda vida humana desde su concepción hasta su muerte natural, tutela jurídica del matrimonio, apoyo a la familia en su derecho de educar moralmente a sus hijos, firmeza ante el chantaje terrorista, distinción entre la sana laicidad y el laicismo, moderación de los nacionalismos, atención especial a los inmigrantes, vivienda accesible para todos, respeto a la naturaleza, colaboración con el desarrollo internacional de los pueblos, defensa de la mujer discriminada y humillada, lucha contra la esclavitud de las redes de prostitución, denuncia de las diferencias injustas entre personas y comunidades autónomas, etc.

            La Nota no entra a juzgar los diferentes partidos políticos. Se limita a declarar una doctrina moral consolidada, sin hacer referencia a nadie en concreto.

            C) Un anhelo: Aunque la Nota episcopal afirma que los católicos tienen derecho a apoyar a distintos grupos políticos y a militar en ellos, es de sobra conocido que ninguno de los partidos políticos con representación parlamentaria en España cumple la totalidad de las orientaciones morales señaladas por la doctrina católica.

            Por desgracia, nos estamos acostumbrando a la teoría del “mal menor”, como única formula de sentirnos representados en la vida pública. Sin embargo, lo razonable es que “el mal menor” sea algo transitorio -nunca definitivo-, y que al mismo tiempo los católicos vayamos dando pasos decididos hacia “el bien”.

            Imagino que no hará falta aclarar que no es tarea de los obispos la de conformar alternativas políticas, sino la de limitarse a dar orientaciones morales. Ahora bien, ¿no habrá suficientes laicos católicos que se sientan llamados a desarrollar una vocación política coherente con el ideal cristiano, de forma que no nos veamos obligados indefinidamente a optar por el mal menor?

D) “La verdad os hará libres” (Jn 8, 32): Vivimos inmersos en un ambiente de acoso a la Conferencia Episcopal Española.En los momentos actuales, un obispo se lo tiene que pensar mucho antes de atreverse a hablar en público. Una de las mayores tentaciones que tiene que vencer es la del miedo, ya que cualquiera de sus palabras puede ser sacada de contexto y extrapolada por unos medios de comunicación mayoritariamente imbuidos de la cultura secularizada, laicista y anticlerical. En la práctica, el derecho a la libertad de expresión y el derecho a la libertad religiosa están en peligro.

Sin embargo, al publicar esta Nota, mis hermanos de la Comisión Permanente de la Conferencia EpiscopalEspañola han obrado con la libertad evangélica y la valentía que se alimenta de la plena confianza en las palabras de Cristo: “Cuando os lleven a las sinagogas, ante los magistrados y las autoridades, no os preocupéis de cómo o con qué os defenderéis, o qué diréis, porque el Espíritu Santo os enseñará en aquel mismo momento lo que conviene decir” (Lc 12, 11-12).

----------------------

Martínez Camino cree que se instrumentaliza políticamente la nota del Episcopado

Libertad Digital. 3-02-2008

"Fe, moral y política" es el título del texto publicado hoy domingo en La Razón en el que Juan Antonio Martínez Camino sitúa en su verdadero contexto el comunicado del Episcopado en el que condenaba la negociación con la banda terrorista ETA del gobierno. En el mismo asegura que la Iglesia no habla con fines electoralistas, sino acerca de principios morales básicos.

Juan Antonio Martínez Camino, secretario general de la Conferencia Episcopal y obispo auxiliar de Madrid, ha manifestado este domingo en La Razón que el contenido de la nota de los obispos no es meramente coyuntural.   Para demostrarlo, señala que la misma está basada literalmente en la Instrucción Pastoral de noviembre de 2006 titulada "Orientaciones morales ante la situación actual de España", en la que no se atiende a supuestos intereses electorales –como han señalado en sus declaraciones diversos miembros del gobierno- sino a preceptos morales de una amplitud mucho mayor que lo que sugiere la airada reacción del PSOE.   Martínez Camino defiende la obligación de los obispos de ofrecer criterios morales acordes a la fe católica que promueven, y que lo reprochable precisamente sería que no los manifestaran por "miedo" o "falsa diplomacia". Cuando lo hacen, dice, "sus palabras pueden ser instrumentalizadas al servicio de diversos propósitos políticos", dice en relación a la situación generada por el citado documento.   La Iglesia nunca ha tratado de imponer sus principios, y cuando hace recomendaciones de voto a uno u otro partido, no lo hace pensando en uno o dos de sus criterios morales. De la misma manera, recuerda que no se mencionan siglas políticas cuando se podría haberlo hecho, e indica que ello se debe a que no están hablando de política sino de preceptos morales.   La moral precisamente favorece el sustrato democrático del sistema, favoreciendo su naturaleza humana "y el bien de la persona". El comunicado del Episcopado no incluye, por ello, "recetas" o "consignas políticas", sino que está destinado a estimular el voto responsable mediante la distinción de principios fundamentales del bien y el mal, logrados gracias a la fe.

-----------------

Zapatero radicaliza su discurso con alusiones al aborto, la eutanasia y el divorcio exprés

Libertad Digital. 3-02-2008

El fin de semana de precampaña del PSOE ha estado centrado en las críticas a la Iglesia y los habituales ataques al PP. El discurso de Zapatero, repleto de menciones a los populares, ha sido especialmente revelador: desde sus "convicciones laicas" ha hablado de temas como el divorcio exprés, el aborto y la eutanasia en alusión a otro de los temas de los que intenta sacar más rédito el PSOE: el caso Severo Ochoa. Los obispos, a través de monseñor Cañizares, han advertido que las descalificaciones no les callarán.

En un mitin desde Granada, José Luis Rodríguez Zapatero ha hecho un discurso centrado en el ataque al PP, las alusiones a la Iglesia y en el que ha puesto más énfasis en los temas que evidencian más sus diferencias con la Conferencia Episcopal, tales como el aborto, el caso Severo Ochoa, el matrimonio homosexual o el divorcio.   La campaña del PSOE sigue centrada en la Iglesia y en los ataques al PP, como ha demostrado el discurso del presidente del Gobierno. Zapatero no ha dudado en calificar a los populares de "radicales" y "extremistas" y ha aludido al Severo Ochoa, los matrimonios homosexuales y el aborto para denunciar su supuesto "giro a la derecha". También se ha permitido bromear con los obispos: "Pueden votar lo que sea, tampoco hace falta ser adivino".  

Al PP lo ha acusado de ir "cada día más a la derecha" y de mantener "posiciones radicales" que quieren "retrotraernos  a tiempos de silencio, de oscurantismo, de dominación". Antes, había hecho un comentario sobre la Iglesia española,entre las risas de los asistentes: "Los obispos pueden votar lo que sea, tampoco hay que ser adivino".   Tal y como hizo este sábado, el presidente ha aludido al doctor Montes y al caso Severo Ochoa. Ha hablado de "auténtica cacería" contra los médicos, que, según ha dicho, querían "que se pudiera llegar hasta el último minuto de la vida con dignidad y sin dolor". "Me preocupa que se haga mediante denuncias anónimas" y "ver el apoyo de sectores de medios cercanos al PP", que, en su opinión, "durante meses han estado haciendo una auténtica representación indigna de lo que pasaba en ese hospital".   Según ha dicho, las acusaciones producidas en este tiempo "sirven para imponer una moral, una visión extremista y minoritaria". "Las normas de comportamiento son las normas que acordamos los ciudadanos y no las que intente imponer una minoría radical que no lo va a conseguir", ha indicado en alusión tanto al PP como a la Iglesia.   Tras aludir a la "muerte digna" y el caso Severo Ochoa, le ha tocado el turno al aborto. La "campaña" contra el aborto, según la ha calificado, pretende, en su opinión, "que se derogue la ley", no que se cumpla. "Me rebelo contra los que quieren imponer su moral" sin reparar en los daños que puedan causar, ha proclamado el presidente, antes de añadir que también se "rebela" contra "los sectores" que quieren imponer "un tiempo de silencio y arbitrariedad".   Zapatero no ha olvidado las mención a la investigación con células madre y el divorcio en su discurso. Según el presidente, la derecha quiere "obstaculizar" los avances. Sobre el 9-M, ha advertido que "está en juego una manera de entender la vida, la convivencia y el respeto a los derechos individuales". "El tiempo del oscurantismo ya pasó en nuestro país", ha dicho Zapatero, que no ha dejado de citar en el mitin el "giro a la derecha" en el que, según él, está envuelto el PP.

---------------------

ZAPLANA : "Zapatero pregonaba hasta la saciedad manifestaciones de obispos y el Papa sobre Irak"

Libertad Digital. Agencias. 3-02-2008

Ante la furibunda campaña del Gobierno y el PSOE contra la Iglesia, el portavoz del PP en el Congreso, Eduardo Zaplana, invitó a "hacer memoria" y recordar cómo en 2004 "pregonaban hasta la saciedad manifestaciones de algunos obispos y de su Santidad el Papa, cuando criticaban la invasión de Irak". Sobre el caso del Severo Ochoa, el otro asunto al que se aferran los socialistas para distraer a la opinión pública, Zaplana rechazó que Zapatero pida la dimisión de Lamela y le sugirió que se preocupe de la responsabilidad socialistas en el mortal incendio de Guadajalara.

Eduardo Zaplana ha respondido a las criticas de José Luis Rodríguez Zapatero sobre la actuación del Ejecutivo de Madrid en el caso Severo Ochoa que, "ya que se mete en la gestión de los gobiernos autónomos", que recuerde "la responsabilidad socialista en los incendios de Guadalajara que costaron 11 vidas"

El portavoz y número cuatro de la lista del PP al Congreso de los Diputados, respondía así a preguntas de los periodistas sobre la petición del presidente del Gobierno de que dimita el anterior consejero de Sanidad, Manuel Lamela, por su actuación en el caso Severo Ochoa durante una visita que ha realizado a la localidad de Valdemorillo.

Zaplana ha insistido en que el Gobierno de la Comunidad de Madrid actuó "con responsabilidad" en ese caso y ha considerado que esas palabras de Rodríguez Zapatero son "hablar de lo que le gusta hablar".

"Muy cerca de aquí", ha dicho, hay "presuntas responsabilidades de miembros del Gobierno de Castilla La Mancha por los incendios de Guadalajara que costaron 11 muertos y sin embargo eso, o se oscurece o no se habla de ello".

El portavoz del PP instó al Presidente del Gobierno, "ya que se mete en la gestión de los gobiernos autónomos", a dar una explicación de las "presuntas responsabilidades penales de miembros de un gobierno autónomo, el de Castilla-La Mancha, gobernado por el PSOE, que en ese caso costó la vida de 11 personas".

En ese sentido, Zaplana acusó a Zapatero de tener una "doble vara de medir" en asuntos tan graves como este, o como está sucediendo con las críticas socialistas contra la Iglesia.

Zaplana instó a "hacer memoria" y recordar cómo en 2004 "pregonaban hasta la saciedad manifestaciones de algunos obispos y de su Santidad el Papa, cuando criticaban la invasión de Irak", momento en que "les parecía muy bien que la Iglesia hablara y entonces ellos se sentían muy cerca".

Por el contrario, cuando algunas manifestaciones de los obispos "que no van dirigidas a nadie, pero que ellos se dan por aludidos", ha dicho Zaplana, "las censuran con toda la dureza del mundo", algo que ha calificado de "muy poco respetuoso y muy poco democrático".

Valdemorillo es una localidad madrileña perteneciente a la Sierra del Guadarrama, de unos 6.000 habitantes, que desde el pasado viernes celebra sus fiestas patronales en honor a San Blas, de las que destacan sus festejos taurinos por ser uno de los primeros de la Fiesta Nacional.

----------------------

Zapatero dice que "el entorno pseudointelectual" de la COPE "quiere mandar en España"

Libertad Digital. 2-02-2008

En una entrevista que publica el diario 20minutos, el presidente del Gobierno vuelve a agitar el fantasma de la derecha extrema y la Iglesia en un nuevo intento de movilizar a los sectores ultraizquierdistas que le votaron el 14-M. Dice que "hay un contrato entre el PP y el sector más duro y radical de los obispos". La no inclusión de Gallardón en las listas del PP demuestra, para  Zapatero, que "el entorno pseudointelectual de la emisora de los obispos quiere mandar en España".

Zapatero identifica de forma clara, en la entrevista que ha concedido al diario 20minutos,  los que entiende que son los enemigos de su proyecto: El PP, la Iglesia y los pocos medios que no controla, lo que ha denominado el "entorno psuedointelectual" de la COPE.   Una pregunta sobre la decisión de Rajoy de no incluir a Gallardón en su lista electoral es para Zapatero un ejemplo de que "el PP está conducido por los sectores más conservadores, que no aceptan a Gallardón". Pese que ha sido un ejercicio de autoridad del presidente del PP, dice Zapatero que es una muestra de la "una incapacidad para conducir ese barco".   Zapatero va más allá, y añade que "abona hipótesis que podían tener muchos ciudadanos sobre ese control del PP por los sectores más derechistas, por los aledaños de emisoras de los obispos que quieren mandar. Mandan ya en el PP y quieren mandar en España. Es así de fácil. Esto es básicamente lo que hay en juego en estas elecciones". Al ser repreguntado sobre si la COPE quiere mandar en España, su respuesta es "el entorno, ese entorno pseudointelectual".   El tema central de la entrevista es el choque con la Iglesia de su Gobierno, sobretodo tras el último comunicado de la Conferencia Episcopal sobre la orientación moral del voto que tanto ha escocido en La Moncloa y Feraz. Dice Zapatero que le hubiera gustado "una nota de los obispos en la que las palabras que predominaran fueran concordia, convivencia, diálogo", aunque no mencionó la tan manida hasta hace sólo unos meses "paz".   El presidente del Gobierno está molesto porque se ha dado por aludido en la recomendación de la Conferencia Episcopal de no votar as quien tenga a los terroristas como interlocutores políticos y eso se nota en la entrevista. Dice que en la nota de los obispos "predominan admoniciones, reproches, división, establecer lo que es justo o injusto, lo que es legítimo o ilegítimo". El malestar se hace más palpable en la siguiente respuesta "hay un contrato entre el sector más duro y más radical de los obispos y el Partido Popular. Es evidente ¿no? Unos nos atacan y secundan las manifestaciones y otros anuncian que retirarán la Educación para la Ciudadanía, que cambiarán la ley del matrimonio homosexual".   Después, se vanagloria de lo que llama "las leyes de desarrollo de derechos civiles más avanzadas del mundo", lo que no es más, que se sepa, el matrimonio de homosexuales. Dice que no romperá el concordato ni modificará la relación del Estado con la Iglesia por su "obligación como presidente del Gobierno es gobernar para todos, incluso para aquellos que hacen campañas como la que están haciendo los obispos".  En una línea muy similar a la mostrada en la entrevista en 20minutos, Zapatero pidió este sábado en un mitin en Zaragoza, una amplia mayoría el próximo 9 de marzo para abrir una etapa de progreso y "para que aquellos que cada día están en posiciones más conservadores, mas cerradas y mas excluyentes tengan que cambiar". "Este país tiene derecho a una nueva derecha, a ver una derecha y un PP que no ponga todas sus energías y esfuerzos en atacar al Gobierno utilizando la lucha antiterrorista", ha recalcado.

---------------------

Guerra dice que "no va a haber otro camino" que denunciar los Acuerdos con la Santa Sede

Libertad Digital. (Agencias). 1-02-2008

El presidente de la Comisión Constitucional del Congreso, Alfonso Guerra, advirtió este viernes de que "antes o después no va a haber otro camino" que la denuncia de los Acuerdos entre el Estado español y la Santa Sede. Además, acusó a Aguirre y Gallardón de repartirse "los harapos de Rajoy".

DOCUMENTO: La Iglesia ante las Elecciones

En un acto político del PSE celebrado en Vitoria, en el que estuvo acompañado de los cabezas de lista de los socialistas alaveses al Congreso, Ramón Jáuregui, y al Senado, Javier Rojo, Guerra criticó el posicionamiento de la Conferencia Episcopal Española (CEE) ante las elecciones generales, en el que se critica el reconocimiento de los terroristas como interlocutores políticos, así como el aborto o la eutanasia.    "El 'fru-fru' de la sotana siempre da un carácter pintoresco a las elecciones", manifestó el dirigente socialista, quien denunció que la jerarquía católica "siempre hace igual". "¿Qué pensáis, que van a pedir un día el voto para el PSOE?, hombre no", advirtió al público que asistió al acto, celebrado en un hotel de la capital alavesa.    Guerra también afirmó que "hay que tener cara" para afirmar "que en España es difícil la enseñanza de la religión". "Los maestros de religión los contratan y despiden ellos cuando se divorcian, y los paga el Estado", añadió.    En referencia a las críticas del Episcopado al Ejecutivo socialista, y tras reconocerse como "políticamente incorrecto", advirtió de que "están apretando tanto, que aunque no se quiera reconocer, nos están llevando a la denuncia de los Acuerdos con la Santa Sede", suscritos entre 1976 y 1979 entre el Estado español y el Vaticano.    "No hay otra", añadió el dirigente socialista, para a continuación afirmar que "antes o después no va a haber otro camino". A pesar de todo, reconoció que se trata de algo "complicado" de llevar a cabo.  

"No es legítima ni aceptable"   

Por su parte, Jáuregui también se pronunció sobre la polémica suscitada con el comunicado del Episcopado. Según afirmó, la actuación de los obispos "no es legítima ni aceptable", ya que trasciende del "código moral" que defiende la Iglesia Católica y se adentra en "el principio de soberanía popular" que los ciudadanos ejercen al elegir a sus representantes políticos.       Respecto a la situación de ETA, Guerra afirmó que la banda se encuentra "entre la extinción y la muerte". En su opinión, cuando una organización terrorista se encuentra en en esta situación, "lo que hay que hacer es empujarla para que acabe liquidada y derrotada".  

Ilegalizaciones   

El dirigente del PSOE defendió que el proceso para la ilegalización de PCTV y ANV se haya iniciado cuando existe base suficiente para ello, ya que "sin pruebas no se podía hacer" ante el riesgo de que el Ejecutivo incurriera en "un paso en falso".    Además, criticó la actuación del PP en este asunto, y tras acusar a este partido de ir en contra de la política antiterrorista del Ejecutivo central, aseguró que "la extrema derecha se ha adueñado" de él. Respecto a la situación generada con la no inclusión del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, en las listas del PP para el Congreso, aseguró que este partido "ha empezado la campaña con conciencia de perdedor".   "Los harapos de Rajoy"    Guerra afirmó que tanto Ruiz Gallardón como la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, están "repartiéndose los harapos de Rajoy", en previsión de una eventual derrota electoral del líder del Partido Popular.     

El lehendakari, Juan José Ibarretxe, también fue objeto de las críticas de Guerra, quien comparó al jefe del Gobierno autonómico con "un sexador de pollos", al considerar que con sus actuaciones, trata de diferenciar entre "vascos y no vascos".

-------------------

EL PAÍS ADELANTA CAMBIOS EN LA RELACIÓN CON LOS OBISPOS

De la Vega dice que el Gobierno "respeta" a la Iglesia pese a las "discrepancias"

Libertad Digital. 2-02-2008

Pese a la avalancha de críticas que la nota de los obispos ha desencadenado en el PSOE, a las que no ha dudado en sumarse Zapatero, De la Vega afirma que su Gobierno mantiene una actitud de "absoluto respeto" hacia la Iglesia a pesar a las "discrepancias". Dirigentes socialistas como Alfonso Guerra llegaron a amenazar con la revisión de los acuerdos con la Santa Sede. El País adelanta este sábado las medidas que se estaría planteando el Ejecutivo.

Según recoge la Agencia Efe, María Teresa Fernández de la Vega volvió a hablar de la relación entre la Iglesia y el Gobierno tras firmar la renovación del convenio de colaboración entre el Gobierno y la Fundación Príncipe de Asturias.   Al ser preguntada sobre la posibilidad de que el Ejecutivo revise los acuerdos con la Santa Sede, como afirmó Alfonso Guerra, De la Vega defendió que en esta legislatura su Gobierno ha mantenido a lo largo de esta legislatura un "respeto absoluto" por la libertad de expresión de la Iglesia Católica desde la "discrepancia" ante algunas opiniones de la jerarquía eclesial.

A su juicio, la "actitud de respeto" que ha mantenido el Gobierno es "la misma" que exige de la Iglesia hacia el Ejecutivo y ha reiterado, en alusión a la nota hecha pública por la Conferencia Episcopal, que ninguna institución debe usar el terrorismo "de forma partidaria".

"No se puede caer en la tentación de utilizarlo porque en la lucha contra el terrorismo sólo hay un objetivo que debe ser compartido por toda la sociedad y todas las instituciones que es acabar definitivamente con la violencia", ha añadido.

Asimismo ha incidido en el que Gobierno había "echado de menos" en la toma de postura de la Conferencia Episcopal "expresiones referidas a la concordia, la convivencia y el espíritu de generosidad entre los ciudadanos, que forma parte del sentimiento mayoritario no sólo de los fieles sino de todos los españoles".

Un cambio "gradual" en las relaciones con la Iglesia  

Este sábado, El País apunta algunas de las decisiones que podría adoptar el Gobierno respecto a la Iglesia tras la difusión de la nota de la Conferencia Episcopal, que no hace referencia a ningún partido político concreto. Según el diario de Prisa, el Ejecutivo no estaría planteándose la revisión de los acuerdos con El Vaticano pero sí modificar, "de modo gradual", las atribuciones "que el Estado le ha concedido graciosamente".   Alude al papel que juegan los obispos en algunas celebraciones de Estado, en concreto en las ceremonias y funerales. El diario ejemplifica con los funerales del 11-M, presididos por Rouco Varela. Además, el Ejecutivo, apunta El País, podría subvencionar a otras confesiones religiosas.

-----------------

La subvencionada Junta Islámica pide el voto para PSOE e IU en las elecciones del 9-M

Libertad Digital. 2-02-2008

Mientras los socialistas avivan la polémica por el comunicado de la Conferencia Episcopal, la Junta Islámica en España, que recibe financiación del Gobierno, ha anunciado en ABC que pedirá el voto para el PSOE para las próximas generales. Sus declaraciones, de momento, no han sido comentadas desde Ferraz. La organización recibió 100.000 euros en subvenciones el pasado año.  

No es nada nuevo que la Junta Islámica pida el voto "progresista" en un periodo electoral. Como ya hizo de cara a las pasadas elecciones municipales, Mansur Escudero, presidente de la Junta Islámica en España, va a pedir a los ciudadanos que voten al PSOE o a Izquierda Unida en las próximas elecciones generales y andaluzas.   Según recoge ABC, que se ha puesto en contacto con Mansur, la Junta Islamista considera que los socialistas aunque "tímidamente", han avanzado en la defensa de la igualdad entre confesiones religiosas porque "defienden mejor un estado auténticamente laico" y son "más respetuosos con todas las religiones y mantienen un trato igualitario con todas".   Algo que, en su opinión, no haría un gobierno del PP que, según dice, "supondría un retroceso de la libertad religiosa". También acusó a los dirigentes de Génova de "estar influidos por las opiniones de la iglesia católica". En este sentido, ataca a los Obispos y les acusa de "intentar que las leyes se adecuen a su forma de vida". Dice Mansur Escudero que la jerarquía eclesiástica "no tiene derecho a imponer sus principios a los electores". Algo que no considera contradictorio pedir, desde la Junta Islámica el voto para el PSOE. Con todo, asegura que "dejaremos libertad de voto a los musulmanes".   La Junta Eclesiástica también anuncia en las páginas de ABC que  publicarán dentro de poco "un documento que analizará las políticas que han seguido tanto el Gobierno como la oposición en materia de libertad religiosa" y ofrecerán unas propuestas al respecto. Lo que sí ha dejado claro es que "los partidos progresistas no intentan, como parece que quiere hacer el PP, inspirado totalmente por la Iglesia católica, imponer unas normas éticas y de conducta propias de los católicos".   Esta organización se financia a través de la Fundación Pluralismo y Convivencia, dependiente del Gobierno, que en 2007 le concendió una subvención de 100.000 euros, pagada por todos los contribuyentes, a diferencia de lo que ocurre con la Iglesia Católica, que es voluntaria a través de la casilla del IRPF.

--------------------------

Monseñor Amigo: "Es sorprendente que alguien se asuste de que los obispos hablen"

Libertad Digital. 2-02-2008

El cardenal arzobispo de Sevilla ha recordado este sábado en la Cadena Cope que "la política no puede ser un coto privado en el que sólo" se intervenga en los mitines. Monseñor Amigo se ha mostrado sorprendido ante la polémica suscitada y que insiste en atizar el PSOE. El obispo de Guadalajara, mientras, ha pedido a Zapatero que no utilice la Iglesia para "agitar las masas".

En la Cadena Cope, el cardenal arzobispo de Sevilla calificó de "sorprendente" que "se asuste alguien de que los obispos hablen". En su opinión, la actitud ante la nota debería haber sido la contraria: "Tendrían que animarnos a todos: asociaciones, academias, universidades…", dijo monseñor Carlos Amigo.   Según el cardenal, "cuantas más voces se oigan, es mejor para todos en una democracia". "La política", recordó, no puede ser un "coto privado" restringido a los partidos. Además, monseñor Amigo instó a quienes lo critican a leer con detenimiento la nota.   Mientras, el obispo de Sigüenza-Guadalajara, José Sánchez, habló para la Cadena Ser, donde pidió al presidente del Gobierno que "no utilice a los obispos para agitar a las masas", porque "puede tener efectos perjudiciales para el equilibrio del país".

En su opinión, es necesario "bajar el diapasón" tanto en las relaciones entre el Ejecutivo y la Iglesia, como en el tratamiento en los medios de comunicación. Además, manifestó, según recoge Efe, que la Iglesia se siente "vapuleada", en referencia a las declaraciones del presidente del Gobierno en un mitin en Orense. Zapatero "no tiene razón cuando dice que hemos entrado en política", ha dicho Sánchez, quien ha añadido que "lo de ayer es mejor que no pase a la historia".

---------------------------