Educación sexual

El obispo de Almería denuncia que el plan laico de supuesta educación sexual ha aumentado la brutal plaga de abortos

  ALMERÍA, 28 de marzo de 2008. (EUROPA PRESS) -

   El obispo de Almería, Adolfo González Montes, denuncia que el "plan laico de supuesta educación sexual" a adolescentes y jóvenes ha derivado en un aumento de la «brutal plaga de abortos» en España donde ha generado "la escalofriante cifra de tres millones de víctimas en poco más de una docena de años".

   En una carta pastoral titulada «Se hizo carne», a la que tuvo acceso Europa Press, el obispo González Montes responsabiliza al citado plan de la "trivialización de la sexualidad" y el "aumento de la gravedad moral del estado de la juventud y del aborto" que, a su juicio, "si no se ve, es porque se padece ceguera".  

   Al hilo de esto, da "gracias a Dios" a que la Administración "no esté prestando la atención que reclaman" a los defensores del proyecto para reformar la legislación y adoptar "la práctica libre" e insta a continuar en esta línea "para no empeorar las cosas más de lo que ya están".

   González Montes incluye en su carta, asimismo, un llamamiento a los "legisladores católicos" a ser "fieles" a su conciencia moral que les exige, según subraya, "el deber de hacer cuanto esté a su alcance para garantizar la protección del embrión, oponiéndose a este tipo de leyes antihumanistas", entre las que incluye la ley sobre células madre, "lesiva a la dignidad humana".

   Para el obispo almeriense, lo "peor" de la citada ley es el "desprecio de los embriones desechables, una práctica que nos permite constatar --continúa-- hasta qué nivel ha llegado la falta de protección de la vida".