Crónica

Introduce la división Elma Sáiz con su propósito de "buscar siempre la unidad de todos para la consecución de la paz" en vez del de derrotar a la ETA para defender la libertad de Navarra

Frente a las víctimas de la ETA y todos los que saben también que hay que derrotar a la ETA para defender la libertad de Navarra y de todos, introduce la división Elma Sáiz con su propósito de "buscar siempre la unidad de todos para la consecución de la paz" que expresa en su toma de posesión como delegada del Gobierno en Navarra.

"Jamás aceptaría una paz que no pudiera explicar a mis sobrinos el día de mañana sin avergonzarme. Eso se lo diré a cualquier presidente de cualquier gobierno que venga del color que sea". Teresa Jiménez Becerril pronunció estas palabras el mismo día que Elma Sáiz en Pamplona. "Tuvimos que salir nueve veces a la calle para decir que estaban negociando y nueve veces nos dijeron que mentíamos". "Nadie nos ha pedido excusas".

Lo que le es exigible al Gobierno de Zapatero y a su delegada es la lucha por la libertad de Navarra, de Vascongadas y de España. La trampa de la paz ya ha sido gastada y no ha dado resultado, ni para que consintamos en que entreguen Navarra, ni en que le deje de exiigir la ETA nuevas claudicaciones. Zapatero ha sembrado la división y tendrá más división además del deshonor. La única paz que admite la ETA es la unidad bajo su dominio total.

Elma Sáiz apuesta por buscar la unidad de todos para la consecución de la paz

NATALIA AYARRA. PAMPLONA. Miércoles, 7 de mayo de 2008

La nueva delegada del Gobierno en Navarra, Elma Sáiz, se comprometió ayer, 6.05.2008, a ser "firme en la lucha contra el terrorismo, contra ETA y contra el crimen organizado", al tiempo que apostó por "buscar siempre la unidad de todos para la consecución de la paz, coordinando la fundamental labor de todos los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado".

Elma Sáiz compareció ayer ante los medios de comunicación de la Comunidad foral después de haber tomado posesión de su cargo la víspera en Madrid, en sustitución del también socialista Vicente Ripa.

La delegada quiso, en primer lugar, "agradecer al Gobierno de España, en la figura del presidente Rodríguez Zapatero, la confianza" depositada en ella "para asumir este importante reto" de estar al frente de la delegación del Gobierno en Navarra. "Asumo con profundo respeto y humildad, y con mucha responsabilidad, el cargo. También con mucha ilusión y muchas ganas de trabajar para todos los ciudadanos de Navarra", anunció.

Una de las primeras referencias de sus palabras fue para su predecesor en el cargo, Vicente Ripa, a quien quiso agradecer "la labor y el importante esfuerzo que ha realizado en el cargo". Sáiz aseguró que "el traspaso de poderes se ha llevado a cabo con la máxima colaboración y ayuda por su parte".

La nueva delegada afirmó que la Administración del Estado en Navarra "es y va a seguir siendo una administración amiga del ciudadano, con un personal que trabaja sin descanso" al servicio de todos. Se trata, añadió, "de una administración moderna, que entiende las nuevas tecnologías como un instrumento para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos".

Erradicar la violencia machista

Sáiz, quien es la primera mujer en ejercer el cargo de delegada del Gobierno en Navarra, ha subrayado que luchará "firmemente" para erradicar la violencia machista y trabajará "intensamente" por una sociedad que "trate por igual a hombres y mujeres".

"Mi idea de Navarra", ha indicado, es la de "una comunidad ejemplar por sus políticas sociales, una comunidad admirada por sus políticas de igualdad entre hombres y mujeres; una sociedad que destierra cualquier discriminación".

Leyes como las de igualdad o dependencia y objetivos como los de facilitar el acceso a la vivienda o tener una inmigración "legal y ordenada", ha agregado, "necesitan del concurso de todos y es también en este espacio, más cercano si cabe, donde se va a materializar buena parte de mi esfuerzo en los próximos cuatro años".

Asimismo, la delegada del Gobierno ha destacado que en su "idea de Navarra" caben "todas las ideologías imaginables" y "todas las identidades", pero "lo que no cabe es el recurso a la coacción y al crimen para defender ninguna idea ni ninguna identidad", por lo que ha anunciado que será "firme" en la lucha contra el terrorismo y el crimen organizado.

Correa de transmisión

Como declaración de intenciones, anunció que será "representante y correa de transmisión de las políticas, muchas de ellas con medidas sociales y económicas, que desde el Gobierno central se vienen realizando cumpliendo fielmente el programa electoral del PSOE, y que el PSN defiende día a día en la sociedad navarra". Insistió en que dichas políticas afectan, entre otros aspectos, a los derechos de los ciudadanos.

Sáiz quiso trasladar al Gobierno de Navarra su deseo de "mantener las mejores relaciones de coordinación y cooperación con la Administración del Estado, con la Comunidad foral y con la entidades locales".

"Tenemos por delante la culminación de importantes infraestructuras" que, según señaló, "ponen de manifiesto el compromiso" de Zapatero con Navarra. Se refirió, entre otras, al corredor navarro de alta velocidad, a la ampliación del aeropuerto, a la nueva cárcel y a la oficina única de extranjería. Se trata, añadió, de medidas que "junto con el plan de choque para reactivar la economía", se traducirán en "modernización para todos los ciudadanos de la Comunidad foral" y en "mejora de su calidad de vida".

Preguntada sobre si tiene intención de introducir cambios en la gestión llevada a cabo por su predecesor en el cargo, Elma Sáiz dijo que es una "recién llegada", por lo que su intención es analizar junto con su equipo "en profundidad las tareas a las que nos enfrentamos. Ya iremos tomando decisiones", señaló.

También advirtió que una de las cuestiones que tiene pendiente "sobre la mesa" es el análisis de la devolución de los 400 euros en Navarra. "Esta medida se ha articulado en el Estado a través de una reforma del IRPF", explicó, "y teniendo en cuenta que Navarra tiene competencias en materia fiscal, debe ser la Comunidad foral la que gestione esta iniciativa", dijo.