España desde 1982
Historia de España
La crisis económica iniciada en 2007

La convergencia de España con la Europa de los 27 baja a 100 en 2011 y la renta per cápita española retrocede al nivel de 2002

LD. D. SORIANO martes, 2011-12-13

Aunque en estos momentos pueda parecer extraño, hasta hace apenas unos pocos años eran habituales los artículos de prensa, informes oficiales y trabajos académicos acerca del milagro económico español. Con este nombre se conocía al proceso por el cual un país que parecía sumido en un atraso endémico conseguía (casi) equipararse a sus vecinos europeos en términos económicos.

El camino había comenzado en la década de los sesenta [aunque según los datos fue en la de los cuarenta] y continuó con la democracia. Prácticamente no hubo ningún año (quizás con un mínimo paréntesis en la crisis del 93) en el que la riqueza de los españoles no se acercase a la de franceses, alemanes o italianos. De esta manera, un objetivo que parecía impensable –que la renta per cápita de los hispanos fuese superior a la de los habitantes de estos países- comenzó a rozarse con la yema de los dedos.

De hecho, el propio José Luis Rodríguez Zapatero alardeó a mediados de su primer mandato del incremento de la prosperidad en España. Aquella frase sobre que el país estaba en "Champions League de la economía europea", pronunciada en septiembre de 2007, es una de las más recordadas de sus primeros años. Aún más atrevido fue un año después, ya en plena crisis, cuando pronosticó que en "3 ó 4 años" España superaría a Francia en términos de PIB per cápita.

¿El final del camino?

Pues bien, la casualidad ha hecho que justo en esta fecha, en la que se constituye el nuevo Parlamento que acabará con el mandato de Rodríguez Zapatero, se conozca uno de los datos más dañinos de sus ocho años en La Moncloa. Este martes, 2011-12-13, Eurostat (la oficina estadística de la UE) ha certificado especialmente que España vuelve a no ser más rica que la media de la Unión Europea. Es decir, que no sólo no está en la Champions League, sino que está a punto de descender a la segunda división europea.

La ratio más utilizada para medir la prosperidad de un país y de sus habitantes es la que mide el Producto Interior Bruto per cápita (pc). Sería algo así como la riqueza que les toca a cada ciudadano de un Estado. Suponiendo a la UE-27 un PIB pc de 100, los españoles alcanzaban un nivel de 91 en 1995, que subió a 100 en 2002 y alcanzó el 105 en 2006. Todo este proceso fue histórico. Desde la Segunda Guerra Mundial (al menos) nunca España fue más rica que la media europea. El hito alcanzado en 2002 era todo un ejemplo de la capacidad productiva del país.

Pues bien, lo que se ha conocido este martes, 2011-12-13, a través de Eurostat es que España vuelve a estar en el nivel 100 (el de la media). Y si se cumplen todas las previsiones, caerá por debajo en 2012, puesto que todos los expertos apuntan a que crecerá menos que el resto de la UE. De nuevo, la economía española vuelve a la segunda categoría. Y no es un retroceso puntual, lleva tres años perdiendo terreno respecto a sus vecinos.

En el siguiente gráfico, puede verse la comparación con Francia, Italia, Alemania y la media de la UE-27. Una tendencia que parecía imparable –la convergencia con los grandes y ricos estados de la Unión- ha cambiado de rumbo. Incluso, en términos de riqueza neta (es decir, sin entrar en comparaciones), los datos apuntan a que los españoles no han ganado nada con el Gobierno de Rodríguez Zapatero. De esta manera, la renta per cápita se ha situado en niveles de 2002. Es un retroceso sin parangón en las últimas décadas. Ahora, el nuevo Ejecutivo de Mariano Rajoy tendrá como reto hacer que aquel milagro no se quede sólo en un bonito recuerdo.

En comparación con 2009, el país de la UE que más riqueza por habitante ha perdido es Grecia, que ha pasado de 94 puntos a 90 puntos en 2010, seguido de Italia y España, donde el PIB per capita ha caído tres puntos. Por encima de España, que ocupa el puesto 13 de 27 en riqueza por habitante, se han vuelto a situar Suecia (123 puntos), Bélgica (119 puntos), Alemania (118 puntos), Finlandia (115 puntos), Reino Unido (112 puntos), Francia (108 puntos) e Italia (101 puntos), país que superó en 2009 a España en PIB per capita. Los países más pobres de la UE son Bulgaria (44% de la riqueza por habitante media de la UE), Rumanía (46%), Letonia (51%), Lituania (57%), Polonia (63%), Estonia (64%), Hungría (65%) y Eslovaquia (74%). Les siguen República Checa y Portugal (80% del PIB per cápita medio comunitario), Malta (83%), Eslovenia (85%), Grecia (90%) y Chipre (99%).

Empleo, más de lo mismo

Otra casualidad ha hecho que también este martes, 2011-12-13, se haya conocido el informe de octubre sobre paro de la OCDE. Aunque no tiene la relevancia informativa del trabajo de Eurostat (que se publica sólo una vez al año), confirma completamente lo que éste desvela. De esta manera, la tasa de desempleo subió una décima en el último mes en el conjunto de la OCDE para situarse en el 8,3% de la población activa, mientras que en Espala creció en tres décimas, hasta el 22,8%, lo que acrecentó todavía más su distancia como el país con más desempleo.

En la Eurozona, el nivel de desempleo aumentó una décima y llegó al 10,3% en octubre, el nivel más alto registrado desde el inicio de la crisis global en 2008. Dentro de la zona del euro, el comportamiento fue desigual, con alzas como la ya citada en España o también de tres décimas en Holanda (al 4,8%), de dos décimas en Italia (al 8,5%) y en Austria (al 4,1%), pero también con una significativa reducción de dos décimas en Alemania (al 5,5%) y de una décima en Bélgica (al 6,6%). En Francia se mantuvo sin cambios en el 9,8%.

A falta de la actualización de los datos de Grecia, España fue el país de la OCDE en el que más se agravó la situación del empleo entre octubre de 2010 y el mismo mes de 2011, con una tasa de paro que experimentó un alza de 2,3 puntos. La evolución había sido mucho peor en Grecia hasta agosto (la cifra disponible más reciente), con un incremento de 5,4 puntos en un año hasta el 18,3 %.

De nuevo, viendo la evolución en el medio plazo, puede observarse como aunque España siempre estuvo en la cola de la UE en cuanto a paro, al menos durante unos años pareció que esta enfermedad podía dejar de ser incurable. De hecho, el proceso de creación de empleo que se inició en 1995 y duró más de una década provocó que incluso llegase a superar por momentos a Alemania. Han pasado menos de cinco años de aquello, pero viendo el siguiente gráfico, parecería un siglo.

España mantiene en 2011 una tasa de paro superior al doble de la UE

----------------------------

Zp en el Senado en septiembre de 2007: "Puede decirse que España ha entrado en la Champions League" y es inmune a las "turbulencias financieras"

Libertad digital

Noticia publicada el martes, 11-09-2007 LD (Víctor Gago)

El presidente no paró de balancearse en una butaca enorme que parecía tragárselo como un traje dos o tres tallas mayor. Daba giros cortos y espasmódicos que acompasaban uno de sus típicos discursos por goteo. Ha sido una repetición, casi exacta, del discurso que pronunció en el debate sobre el estado de la Nación, pero exagerado en su hitos triunfalistas hasta extremos cómicos. Henchido tras los elogios que ha recibido del primer banquero del país, José Luis Rodríguez Zapatero se ha creído su propia propaganda sobre la meteórica prosperidad de los españoles y ha comparado la economía nacional con un equipo de la Champions League, al comentar el país está entre las ocho mayores economías del mundo. "Utilizando un símil deportivo, puede decirse que España ha entrado en la Champions League", se lanzó. Todos los parámetros –indicó– refuerzan esa comparación: "Exceptuando a China, la economía española es la que más crece. Este mismo martes, 11-09-2007, la UE ha revisado a la baja –2,5 en 2007 y 2,8 en 2008– la previsión de crecimiento en la Eurozona, pero Rodríguez Zapatero ha transmitido a los suyos que España es inmune a las "turbulencias financieras", como las ha llamado, aferrándose al socorrido tópico para no tener que entrar en detalles. "España es la que más partidos gana, la que más goles mete y la que menos goles recibe en la Champions League" de las grandes economías del mundo, dijo el presidente a los diputados y senadores del PSOE reunidos por la disciplina debida al líder. La euforizante visión del presidente incluye a la política exterior. Ajeno a las duras críticas de IHT y The Wall Street Journal –ésta última, publicada este mismo martes–, Rodríguez Zapatero se ha enorgullecido de haber convertido a España en "un país respetado y admirado", situado "donde tiene que estar, junto a los países que respetan la legalidad internacional". También Mariano Rajoy ha reunido este martes a los senadores de su Grupo, en una simétrica programación de los dos grandes partidos. El presidente del Gobierno dio por buena la adivinación de su ministra de Vivienda, Carmen Chacón, sobre el recorrido de los tipos de interés hipotecarios. Zapatero lo hizo a su manera, introduciendo un matiz que haría temblar a las familias cautelosas, pero que él habrá considerado una confirmación del alegre diagnóstico de su ministra: "El ciclo alcista de los tipos ha tocado prácticamente techo", dijo Rodríguez Zapatero, sin inmutarse. Lo cual quiere decir que, "prácticamente", las hipotecas de los españoles no van a subir más; y también que, "prácticamente", podrán planificar sus gastos con la tranquilidad que da la confianza en los análisis del Gobierno. El presidente habló durante casi dos horas del mismo balance triunfalista que expuso durante el debate sobre el estado de la Nación, a principios de julio pasado. Entre las escasas innovaciones, destacó un nuevo anatema contra el PP: el de "Oposición compulsiva", como la calificó esta vez. "Compulsiva por sus falsedades, por la tensión que han generado y por su liderazgo", enumeró Rodríguez Zapatero. A su juicio, "si al día de hoy, aún están preguntándose por el liderazgo, imaginaos el tiempo que necesitarán para preguntarse por un proyecto para España".

Seguro de la sentencia del 11-M

Rodríguez Zapatero se mostró significativamente seguro del fallo del Tribunal que ha juzgado el 11-M. Anunció que dará "una respuesta contundente" contra los que han aportado evidencias de falsedades, contradicciones y lagunas en la versión oficial. Hay que recordar que la misma tarde-noche del 11-M, el entonces candidato José Luis Rodríguez Zapatero llamó a directores de medios de comunicación para anunciarles que aparecerían terroristas suicidas y que a él se lo habían contado "gente nuestra que tenemos dentro" de la Policía, según recordó recientemente el director de El Mundo, uno de los interpelados en aquella ronda de llamadas de Zapatero. La noticia, que esa misma noche difundiría la SER en el inicio de su intensiva campaña de intoxicación y manipulación que desembocó en el acoso a las sedes del PP durante la jornada de reflexión, resultó ser falsa. Ahora, José Luis Rodríguez Zapatero ha dado por hecha, en un significativo discurso al inicio del último curso, una sentencia que reafirmará la versión oficial del 11-M, y se ha adelantado al aprovechamiento político de ese supuesto fallo, acusando al PP de haber iniciado la Legislatura "sembrando dudas absurdas e indignas" sobre la masacre. De puntillas sobre la grave denuncia de Esperanza Aguirre. En otro pasaje de su discurso, Zapatero ha alardeado de su talante con los presidentes autonómicos y con el líder de la Oposición. "He sido el presidente que más se ha reunido con el jefe de la Oposición", subrayó, "y el que ha recibido a más presidentes autonómicos". En este contexto, pasó de puntillas sobre las explosivas declaraciones de Esperanza Aguirre a la salida de su reunión con Zapatero, este lunes. La presidenta de Madrid informó que el presidente había admitido el boicot político al que ha estado sometida esta Comunidad durante los últimos tres años. El presidente no se atrevió a desmentirlo formalmente e hizo un comentario entre dientes, medio jocoso, refiriéndose a las declaraciones de Aguirre como "manifestaciones que tienen que ver poco con la realidad; pero vamos, es una anécdota", zanjó así la grave denuncia de la presidenta madrileña.

--------------------------------------------------------

El indicador de la convergencia con los países de la UE,
superó por fin en 1999 el 79% alcanzado en 1975 al final de la época de Franco,
y llegó en 2003 al 87% respecto a la Europa de los 15 que es a la que se refiere esta gráfica de convergencia.
Fuente: Julio Alcaide: Evolución económica de las regiones y provincias españolas en el siglo XX. BBVA. 2003.
Como la ampliación a 25 miembros de la UE el 1.05.2004 redujo la media de la UE en 10 puntos, en esa última fecha España llegó al 97%, casi a la convergencia ya.
España pasó en 2004 al 98'3% de la riqueza media de la UE. Navarra al 124'6%. Siete comunidades españolas superaron la media
En 2007, la entrada de Rumania y Bulgaria redujo aún más la media de la UE de los 27 y España llega al 105% de la UE-27.
El PIB per cápita de España retrocede desde el 105% de la media de la UE-27 en 2007 hasta el 103% en 2009
El PIB por habitante de España supera ligeramente en 2010 la media de la UE-27 en términos de paridad de poder adquisitivo, tras una caída del 3'8% entre 2008 y 2010
La convergencia de España con la Europa de los 27 baja a 100 en 2011 y la renta per cápita española retrocede al nivel de 2002

-------------------------------------------------------

La convergencia de la economía española con la de los 15 países más desarrollados de Europa:
Fuente: Julio Alcaide: Evolución económica de las regiones y provincias españolas en el siglo XX. BBVA.2003:

El índice de convergencia se expresa en PIB por habitante medido en términos de paridad de poder de compra (ppc) para suprimir así el efecto de las diferencias de nivel de precios entre unas regiones y otras. Intervienen tres componentes: el PIB a los precios de mercado, los precios según poder de compra y la población.

El índice de convergencia o distancia de la economía española respecto al promedio de los 15 países más desarrollados de Europa evolucionó así:

En 1930 el PIB de España era el 53 por ciento del de la UE de los 15 según Alcaide.

Antes de la Guerra de 1936 era poco más del 50%, según datos de la Comisión Europea.

Bajó al 46,44 por ciento en 1940 y al 44' 18 en 1945, para subir sorprendentemente al 46'9 en 1950, pese a la exclusión de España del Plan Marshall, porque subir el índice de convergencia significa crecer más que los países de referencia, que en este caso son los más desarrollados de Europa.

En 1960: 59'5 % (la renta per cápita en España equivalía al 59,5 por ciento de la media de la UE de los 15). No es lo mismo que el PIB, pero es un indicador parecido para la convergencia.

1962: 65,8 por ciento

1965: 69,4 por ciento

1968: 72,4 por ciento

1969: 74 por ciento

1970: 73'3 por ciento

!975: 79'9 por ciento

En la década de los años sesenta, la renta por habitante española había recortado su diferencia con la media de la UE de los 15 en 14'5 puntos porcentuales. En 1970 hubo un retroceso de siete décimas. Pero de 1971 a 1975, la renta per cápita española volvió a acercarse la media de la UE de los 15, hasta ese 79,9 por ciento. Y subir el índice de convergencia significa crecer más que los países de referencia, que en este caso son los más desarrollados de Europa.

La crisis mundial del petróleo de 1973 y su incidencia en 1974, por la transición que se prepara, no se afronta en España con las necesarias medidas restrictivas que adoptan los demás países, y menos en 1975-76. Por el contrario, la oposición exige continuos aumentos salariales y el gobierno accede. Esta política avestrucista de los antifranquistas y del gobierno franquista hará pagar a la población una durísima factura de desempleo masivo y de empobrecimiento en las décadas siguientes, reflejado en los diez años que vinieron a continuación de 1975 en un alejamiento de esa convergencia real.

En 1977 la renta por habitante española baja al 77'8 por ciento de la media de la UE de los 15.

En 1980 baja al 73 por ciento.

En 1985 baja al 71'5 por ciento.

Esa tendencia se invirtió nuevamente en 1986, cuando la renta per cápita de los españoles sube al 71'8 por ciento de la UE de los 15.

En 1988 al 74'3 por ciento

En 1991 se aproximó al 80 por ciento. Después hay unos años de altibajos, porque rebrota la crisis por los excesivos gastos de 1992.

En 1995 la renta por habitante se situó en el 78,2 por ciento respecto a la UE de los 15.

En 1997 en el 79'9 por ciento

En 2000 en el 82'3 por ciento. Pero el PIB español era el 85'4 del PIB de la UE de los 15.

En 2002 la renta por habitante se situó en el 84'5 por ciento.

En 2003 el PIB se situó en el 87 por ciento.

En 2005 la renta por habitante en poder de compra se situó en el 95,3% respecto a la UE de los 15. Según el Balance Económico Regional 2000-2005 de la Fundación de Cajas de Ahorro (FUNCAS) sobre la convergencia de la economía española con la de UE de 15 miembros.

El estudio explica que «en el índice de convergencia por habitante intervienen tres componentes: el PIB a los precios de mercado, los precios según poder de compra y la población». «Es evidente -añade- que una pérdida de población residente o un menor crecimiento de ella respecto a la UE supone una mejora en la convergencia, tal como sucede en los casos del País Vasco y Castilla y León y que, por contra, los aumentos de la población a causa de la inmigración, han situado a Murcia y Andalucía en los últimos lugares del índice de convergencia europea».

Se parte del Producto Interior Bruto (PIB) regional por habitante, pero matizado en unidades de poder de compra (PPC) para suprimir así el efecto de las diferencias de nivel de precios entre unas regiones y otras. Y se expresa en PIB por habitante medido en términos de paridad de poder de compra (ppc).

Con la ampliación de la UE, por la entrada de diez nuevos países el 1.05.2004, la media 100 del PIB de los 15 se convierte en 109'7 sobre el total de los 25 y España pasó del 87 al 97 por cien de la media comunitaria de los 25 en 2004. Y aún bajó más el promedio del PIB de la UE con las dos incorporaciones de 2007 (Bulgaria y Rumanía). Por eso es conveniente seguir teniendo en cuenta la referencia de la UE de los 15.
España pasó en 2004 al 98'3% de la riqueza media de la UE. Navarra al 124'6%. Siete comunidades españolas superaron la media
En 2007, la entrada de Rumania y Bulgaria redujo aún más la media de la UE de los 27 y España llega al 105%.

La convergencia se reduce por la crisis mundial iniciada en 2007 y no afrontada en España hasta mayo de 2010.

Desde 2008 ha disminuido el índice de convergencia de España respecto a la Europa de los 15, porque el PIB de España ha empeorado más que el de ellos.

El PIB per cápita de España retrocede desde el 105% de la media de la UE en 2007 hasta el 103% en 2009

El PIB de España creció un 0'3% en el primer trimestre de 2011, según el INE, pero la UE, el Banco de España, la EPA y hasta Economía cuestionan el dato

PIB de Navarra crece un 0'5% en el primer trimestre de 2011

El PIB de Navarra baja un 0'7% en el primer trimestre de 2012

El PIB de España baja un 0'3% en el primer trimestre de 2012. Y también bajó un 0'3% en el último trimestre de 2011.Por lo que España está en recesión al bajar su PIB dos trimestres consecutivos.

En España por no afrontar la crisis de 1973, llegó a haber mucho más paro que en los demás países europeos,
en el primer trimestre de 1997 llegó al 21'3%;
y siguió habiendo más hasta mayo de 2006, cuando Francia y Alemania pasaron del 9 % de parados y España se quedó en el 8'9 %.

En España tampoco se afrontó la crisis iniciada en 2007, hasta el 12.05.2010, cuando R. Zapatero anunció la bajada de los sueldos de los funcionarios y la congelación de las pensiones, obligado por la UE y por los USA, cuyo presidente Obama se lo exigió por teléfono el 11.05.2010, tras la quiebra técnica de España del 7 de mayo de 2010 y consiguiente plan de rescate masivo de la UE y el FMI del 10 de mayo de 2010.
Y en el primer trimestre de 2011 en España se llegó a 4'91 millones de parados, que eran el 21'29%, cuando en la Eurozona eran el 9'5% y en toda la UE el 9'9%.

Crecimiento del PIB de España entre 1930 y 2000
Fuente: Julio Alcaide: Evolución económica de las regiones y provincias españolas en el siglo XX. BBVA.2003


Fuente INE, 13 de mayo de 2011

 

HISTORIA DE ESPAÑA